08 noviembre 2005

Cisen: el rostro autoritario del foxismo

Martes 8 de noviembre de 2005
Editorial de La Jornada

El proyecto de reglamento para la Ley de Seguridad Nacional que el Ejecutivo federal se apresta a promulgar mediante su publicación en el Diario Oficial de la Federación será, de no ser frenado por las organizaciones sociales, los partidos y la sociedad en general, un alarmante retroceso a los tiempos más autoritarios del sistema político mexicano, cuando la Dirección Federal de Seguridad, de negra memoria, operaba como instrumento de represión, venganza y control discrecional, arbitrario e ilegal de ciudadanos y organismos de toda clase.

En el reportaje publicado ayer y hoy en estas páginas en torno a ese proyecto asoma un rostro escalofriante, hasta hace poco desconocido, del grupo en el poder: el de los designios totalitarios, la vigilancia orwelliana de los ciudadanos, la intimidación y el chantaje; el de la violación premeditada y sistemática de los derechos humanos por medio de instituciones que, de hallar cobijo en ese reglamento, resbalarían de manera inexorable por las distorsiones del poder secreto y absoluto que han caracterizado a entidades como la CIA estadunidense, la KGB soviética, la Gestapo nazi y la Securitate rumana de los tiempos de Ceaucescu.

No es una exageración: basta con analizar únicamente los poderes que otorga el proyectado reglamento al Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) y a sus empleados. En efecto, el documento otorga a la Secretaría de Gobernación, al Consejo de Seguridad Nacional y al Cisen poderes anticonstitucionales, dispensas que pasan sobre el Código Penal y las leyes de Responsabilidades de los Funcionarios Públicos, entre otros varios ordenamientos legales de rango superior al de un reglamento. Pero si a ello se agrega lo que el documento omite, la conclusión es alarmante por partida doble, porque no hay en la propuesta de reglamento una sola previsión para fiscalizar la operación ­presupuestal, legal­ de los órganos de inteligencia.
para leer editorial completa presionar:
http://www.jornada.unam.mx/2005/11/08/edito.php

Artículo de ayer

Lunes 7 de noviembre de 2005

Listo, el reglamento de la Ley de Seguridad Nacional y los nuevos atributos del centro

Se norman facultades para intervenir comunicaciones privadas de servidores públicos

Luz verde a actividades para infiltrar organizaciones consideradas "factores de riesgo y amenaza"
Será Cisen superespía de funcionarios y ciudadanos

GUSTAVO CASTILLO Y JESUS ARANDA


El Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) aplicará de manera sistemática a todos los servidores públicos federales exámenes sicológicos y poligráficos (detector de mentiras). Con su "autorización" podrá vigilarlos, seguirlos e intervenir sus comunicaciones privadas.

Además tendrá facultades para solicitar a la Secretaría de Hacienda la aplicación de auditorías a cualquier persona física o moral, cuando tenga "indicios" de amenaza para la seguridad nacional, y podrá dotar de falsas identidades a sus agentes para "infiltrar factores de riesgo y amenaza" cuando considere que esté en peligro la seguridad del Estado.

Lo anterior forma parte del proyecto de reglamento para la Ley de Seguridad Nacional (en vigor desde el 31 de enero de 2005) que ha elaborado el Poder Ejecutivo federal y que está listo para publicarse en el Diario Oficial de la Federación en los próximos días.
para leer completo presionar:
http://www.jornada.unam.mx/2005/11/07/003n1pol.php


Comments: Publicar un comentario

<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?